Page Nav

HIDE

Grid

GRID_STYLE

Classic Header

{fbt_classic_header}

Noticias ya

latest

Sensaciones en VIVO el FIN DE SEMANA


Hospital El Cruce: Un orgullo nacional en peligro de muerte por el ajuste

POR: MÓNICA GALVÁN

POR: MÓNICA GALVÁN
 Un orgullo nacional en peligro de muerte por el ajuste.

Es el principal hospital público del país de alta complejidad y está dentro de los cuatro hospitales más grandes de Latinoamérica. Tiene 171 camas. Realiza más de mil neurocirugías al año, ha implantado más de quinientos órganos. El año pasado realizó cincuenta trasplantes hepáticos y en lo que va de éste lleva contabilizados veintidós. En prestaciones de laboratorio alcanza más de un millón anuales, cinco mil consultas oftalmológicas y seiscientas consultas cardiológicas. Un recorte del 40 por ciento en el presupuesto pone en jaque la vida del Hospital El Cruce de Florencio Varela.

Enclavado en uno de los distritos con mayor índice de familias en situación de vulnerabilidad, se levanta sobre la avenida Calchaquí 5401 un gigante que salva vidas y que ahora le pide a la comunidad que lo abrace y lo salve. Todos los que aman el hospital público, orgullo argentino, están convocados para el abrazo que se realizará el jueves 28 a las 11 horas convocado por la Asociación de Profesionales Médicos del Hospital.

Hace unos meses comenzó a circular el rumor de posibles ajustes. Los médicos se pusieron en alerta y comenzaron a reunirse con las autoridades nacionales, provinciales y la dirección del hospital a cargo de Ricardo Campodónico. Al principio lo negaron y hasta emitieron un documento acusando una movida político-partidaria con fines desestabilizantes por parte de la Asociación. Sin embargo, la semana pasada, no les quedó otra y admitieron el achique.

REALPOLITIK dialogó con el presidente de la Asociación de Profesionales Médicos y Secretario General Del Personal del Hospital El Cruce, Jerónimo Chaparro. “Las autoridades del hospital hicieron el año pasado un proyectado sobre los gastos 2019 que circuló por expediente en los ministerios de nación y provincia. Lo hicieron las propias autoridades del hospital que están alineadas políticamente con el equipo del gobierno porque son elegidas por el gobierno”, dijo el médico.

Según explicó, el proyectado era un monto de 2500 millones de pesos para el 2019  ya que en el 2018 el hospital tiene proyectado 2000 millones. “Fue una proyección ajustada a las pautas inflacionarias que daba el gobierno nacional con una inflación del 15 por ciento  y un dólar a 16  ó 17en ese entonces. No era algo estrambótico. Pero la realidad es que hoy tenemos un dólar a casi al doble e igual la inflación. Si tenemos en cuenta que los insumos médicos están dolarizados, el ajuste es mucho mayor. En términos objetivos hay menos recursos. Esta decisión torna inviable que el hospital funcione tal cual lo hace respondiendo a las prestaciones de más alta complejidad del país”, destacó.

“A nosotros nos confirman la semana pasada que hay un 40 por ciento de recorte en el presupuesto –continuó Chaparro-  Ellos en un principio lo desmintieron y nos chicaneaban diciendo que tenemos intereses espurios y no una defensa por el hospital. Dicen que lo que hacemos es una campaña político-partidaria y no una defensa legítima. Buscan torcer y desprestigiar la lucha. Claramente no hay intencionalidad política. Nosotros le pedimos que la comunidad se sume al abrazo del 28. No queremos banderas con identificaciones políticas, sino banderas argentinas”. El abrazo es el 28 a las 11 horas.

El hospital El Cruce tiene 1.500 trabajadores entre médicos, técnicos y administrativos. Las primeras demandas fue el pedido de una nueva pauta salarial del 25 por ciento con revisión en octubre, la incorporación de los contratados a planta permanente, la realización de concursos para los cargos jerárquicos, recategorización, implantación de una carrera hospitalaria, entre otros puntos.

“Frente a los reclamos solicitamos una nueva reunión el 24 de mayo con las autoridades locales donde presentamos una serie de demandas que se desarrollan dentro del hospital y claramente las respuestas no fueron satisfactorias. Entonces entendimos que el conflicto ya estaba” señaló el profesional y agregó: “La lucha es permanente. Nuestro sentido es trabajar en pos de la salud pública, por los pacientes. Acá no hay cuestión política. Uno tiene que ser serio y responsable para esta circunstancia. Cuando nos llega la información oficial de los presupuestos, nosotros teníamos que ver las intencionalidades políticas que tenían las autoridades en relación al hospital. Hubo un proceso de un mes donde la respuesta que conseguimos fue no respuesta. O respuestas muy tristes”.

“Nosotros nos pusimos al frente de los derechos de los trabajadores porque nos iban a poner el 15 por ciento y el destino de los compañeros que era la no renovación de contratos. Esas dos cosas se dieron en la última semana a lo que se agrega algo que le da una dimensión más grande y es que las autoridades del hospital confirman por primera vez el ajuste presupuestario del 40 por ciento, cosa que venían negando. Esas tres cosas combinadas generaron un descontento generalizado que concluye como hito en una asamblea histórica de 700 trabajadores que decide una plan de acción que se llama ´Salvemos el Hospital El Cruce, yo banco la salud pública´”, añadió Chaparro.

“Este es el momento en que nosotros necesitamos de los ciudadanos para que salgamos a defender al hospital que tanto ha ayudado” y contó que en el marco del ajuste del 40 por ciento las autoridades mantuvieron una reunión con los jefes de servicio para pedirles información sobre las prestaciones que pueden cortarse o limitarse y así adecuar a la pauta presupuestaria.

“Ellos ni siquiera saben cómo va a repercutir el ajuste y le están pidiendo a los propios trabajadores, a los jefes de servicios, a los que quieren hacer cómplices –no va a suceder- para que sean ellos los que definan el ajuste. Los jefes se niegan a esto y las autoridades en este punto no saben qué van a hacer con el hospital”, abundó el médico y acotó refiriéndose a las autoridades del hospital: “No es que vienen a generar malas condiciones de trabajo, están metiéndose con la salud pública, con la población. Es increíble que estén haciendo esto. No lo podemos creer y no entendemos por qué lo hacen”. (www.REALPOLITIK.com.ar)

No hay comentarios