Page Nav

HIDE

Grid

GRID_STYLE

Classic Header

{fbt_classic_header}

Noticias ya

latest

Sensaciones en VIVO el FIN DE SEMANA


Bronca en la UCR con Salvador porque no logra cerrar los lugares en las listas con Vidal

lpo

lpo
En la UCR bonaerense esperan impacientes una respuesta del PRO a una propuesta formal por parte del radicalismo de cara al cierre de listas. En el partido centenario los ánimos están caldeados. Esa definición no llega y aumenta el malestar con el máximo interlocutor: el vicegobernador Daniel Salvador.

La propuesta que giró la cúpula del radicalismo bonaerense a los armadores políticos de María Eugenia Vidal exige tres espacios para el partido entre los 11 primeros lugares de la lista de diputados nacionales Cambiemos. Se trata de la misma proporcionalidad que se logró para el cierre de 2015.

Pero existen algunas diferencias de criterio en relación al neurocientífico Facundo Manes. Es que en la UCR no lo reconocen como propio. Es decir, no computa dentro de esos tres lugares que exigen.

Según explican, Manes construyó solo su camino con el gobierno. "Sus encuentros con Vidal fueron parte de negociaciones personales, no del partido", dice a LPO una fuente de la cúpula del partido. En el radicalismo exigen tres lugares para la estructura partidaria. "Manes -dicen- está por fuera de eso".

Los radicales admiten que es imperioso contar con la respuesta de Vidal lo antes posible. Es que el 20 de mayo el partido tendrá su convención provincial en Berisso (cuna peronista) y allí deberá ratificar la alianza con el PRO y la Coalición Cívica para integrar la alianza Cambiemos. Llegar a esa convención sin la certeza de cuántos lugares tendrán en la lista dejará a Salvador en una posición por demás incómoda.

Pero también aseguran que es importante ordenar la alianza electoral en el territorio bonaerense para luego ir ordenando el resto de las provincias. "Si ordenamos Buenos Aires, el resto se va a ir ordenando de a poco".

Las horas pasan y la tensión aumenta entre los tres sectores que controlan el partido: Salvador, Maximiliano Abad y Ricardo Alfonsín.

La presión también recae sobre las listas distritales bonaerenses. El partido le pidió a Vidal sumar 10 legisladores provinciales en esta elección. El esquema que le acercaron contempla uno por la Primera, dos por la Segunda, uno por la Tercera, uno por la Cuarta, uno por la Quinta, dos por la Sexta, uno por la Séptima y uno por la Octava.

Por parte de los interlocutores de Vidal sólo hay silencio y el doble tilde azul empieza a poner nervioso a muchos en el radicalismo.

"Nosotros apostamos a la coalición en el marco de defender los intereses del partido", dicen desde la UCR y agregan: "La tranquilidad la va a dar la respuesta del PRO, si actúan razonablemente, no va a haber inconvenientes".

No hay comentarios