Page Nav

HIDE

Grid

GRID_STYLE

Classic Header

{fbt_classic_header}

Noticias ya

latest

Sensaciones en VIVO el FIN DE SEMANA


Un importante temporal generó olas de hasta cinco metros en la Costa Atlántica

Un fuerte temporal de viento y lluvia causó este martes serios inconvenientes en varios puntos de la zona atlántica bonaerense, donde cayer...

Un fuerte temporal de viento y lluvia causó este martes serios inconvenientes en varios puntos de la zona atlántica bonaerense, donde cayeron árboles y carteles, hubo olas de hasta cinco metros y debieron suspenderse las clases. La actividad escolar fue suspendida en ar del Plata, Pinamar, Villa Gesell y el Partido de la Costa, donde se registraron ráfagas que llegaron a los 70 kilómetros por hora.
Los intensos vientos que se registraron en las últimas horas en una amplia zona del litoral bonaerense generaron algunos inconvenientes también en la ciudad de Buenos Aires, especialmente por la caída de árboles, postes y hasta un semáforo.


Los intensos vientos que se registraron en las últimas horas en una amplia zona del litoral bonaerense generaron algunos inconvenientes también en la ciudad de Buenos Aires, especialmente por la caída de árboles, postes y hasta un semáforo.

Según el organismo, sobre el área de cobertura continuarán registrándose lluvias y lloviznas de variada intensidad, mientras que se prevía que las precipitaciones persistan hasta la noche del martes, totalizando valores entre 50 y 100 milímetros de agua caída, los que podrían ser superiores en zona marítima.

Como consecuencia de la caída de postes varias zonas del litoral atlántico quedaron sin luz.

En Mar del Plata, la Dirección de Defensa Civil informó que 'hay muchas calles intransitables y se está en alerta para asistir a familias', aunque hasta la mañana de este martes no se habían registrado evacuaciones.

Se cayeron varios árboles en la ciudad balnearia y una de las situaciones más graves se produjo en la esquina de Remedios de Escalada y Chacabuco, donde 'la caída de un eucaliptus dejó a un sector muy grande sin luz', informó al sitio 0223 el director de Defensa Civil local, Alberto Quintana.

En tanto, la Universidad Nacional de Mar del Plata dio libertad a cada decano para dar asueto, si lo creía conveniente, en las distintas facultades.

El firmamento en la zona costera era temible con olas de hasta cinco metros de altura que golpeaban contra las playas.

Las ráfagas también provocaron complicaciones en el tránsito aéreo, en especial, en el aeropuerto metropolitano Jorge Newbery, con demoras y cancelaciones.

En este martes desapacible, autoridades de Defensa Civil recomendaron precaución a las personas, en el marco de un clima en el que predominó la llovizna, fuertes vientos que llegaron a los 40 kilómetros por hora y bajas temperaturas.

Los agentes de la repartición trabajaban intensamente para despejar calles por la caída de algunos postes y árboles.

Los únicas personas heridas en ese marco fueron un motociclista y un taxista a los que se les cayó un semáforo encima en Rosario y José María Moreno, en la zona de Caballito.

En Parque Patricios, un árbol de importante tamaño se desplomó en Amancio Alcorta al 2700, por lo que el tránsito quedó interrumpido.

En tanto, un utilitario sufrió daños en Almagro, en Guardia Vieja y Medrano, cuando un árbol cayó sobre su carrocería mientras se encontraba sin ocupantes.

Por otro lado, un cartel se desmoronó en Maure y Álvarez Thomas, se desplomó sobre un taxi, sin que se registraran personas heridas.

Al igual que en la jornada anterior, el clima este martes se mantuvo en la Ciudad de Buenos Aires con registros térmicos que no superaron los 10 grados, cuando el promedio de temperatura máxima de septiembre es de 19,3 grados.

El organismo pronosticó que el cielo se mantendrá nublado durante el miércoles, con una probabilidad de que se registren precipitaciones aisladas durante la mañana y una baja sensación térmica, con vientos moderados del sector sudeste, mientras que por la tarde preveía un mejoramiento en el clima y una nubosidad que se mantendrá inestable, con una mínima de 7 grados y una máxima de 14°.

Un repunte en la temperatura se espera hacia el fin de semana con una temperatura máxima estimada en 23 grados para el sábado en el área metropolitana de Buenos Aires.

Fuente: Ambito

No hay comentarios